Comercial

La zona africana de libre comercio se abre paso lentamente

Recientemente diversos países africanos iniciaron sus actividades comerciales bajo la nueva área de libre comercio continental, denominada Zlecaf, tras varios meses de retraso debidos a la actual situación derivada de la COVID-19. Los expertos apuntan a que se necesitará tiempo para ver la Zlecaf en su máximo esplendor, y que este inicio de la actividad ha sido de carácter simbólico.

Son diversos los retos iniciales a los que se debe afrontar la zona de libre comercio continental: burocracia, armonización de la legislación, inversión en infraestructuras, y un largo etcétera. Estos retos provocarán un pequeño retraso en un funcionamiento en pleno rendimiento.

El objetivo del Área de Libre Comercio Continental Africana es reunir a 1.300 millones de personas en un mismo bloque económico, convirtiéndola en el área de libre comercio más grande desde el establecimiento de la Organización Mundial del Comercio.

De este modo, se impulsará el comercio entre los países vecinos y se permitirá que el propio continente desarrolle sus propias cadenas de valor. Según el Banco Mundial, este hecho podría ser de gran ayuda a muchos países africanos para su propio desarrollo.